Sin complejos: "Yo me masturbo, ¿y tú?"

En una sociedad en la que cada vez más cuidamos nuestro cuerpo, por ejemplo con nuestra dieta o haciendo ejercicio en el gimnasio, deberíamos decir en voz alta que disfrutamos masturbándonos. Es una forma más de vivir de manera saludable.

Masturbarse significa estimularse sexualmente uno mismo con el único objetivo de disfrutar del placer que ello provoca. ¡Y es una de las mejores prácticas que existen en el mundo! Los beneficios son infinitos y no tiene ni una sola contraindicación.

 

 

Puedes excitarte usando tus manos o todavía mejor mediante los llamados juguetes sexuales, ya sean vibradores o masturbadores masculinos.

 

Hablamos de ello sin tapujos acercándote algunos datos más que interesantes. Lee con atención, te gustarán.

 

LO PRACTICAN MÁS HOMBRES QUE MUJERES – Según varios estudios realizados al respecto, sabemos que alrededor de un 70% de hombres se masturban con frecuencia mientras que en mujeres la cifra ronda el 40%. No obstante, cada vez son más las mujeres que viven su sexualidad de forma plena y tienen su juguete siempre preparado en su mesita de noche para usarlo en cualquier momento.

 

CADA VEZ MÁS JUGUETES - El perfeccionamiento de los juguetes eróticos ha hecho que actualmente exista un juguete para cada persona en función de sus preferencias. Para mujeres, existen tanto vibradores clásicos (para penetración vaginal) como balas vibradoras o estimuladores sexuales (específicos para el clítoris); para hombres se han desarrollado una serie de masturbadores masculinos que mejoran la experiencia sexual; y para ambos existen los dildos y plugs anales, un mundo de nuevas sensaciones. La finalidad última es conseguir más y mejores orgasmos.

 

HA DEJADO DE SER PECADO Y UNA ENFERMEDAD – La masturbación estaba ligada a la moral, era un pecado mortal. Era tan malo que hasta traspasaba el terreno moral y podía comportar problemas graves de salud hasta el punto que se decía que podía matarte. Por suerte son cosas del pasado, hoy lo vivimos como una forma lícita de disfrutar del placer en cualquier lugar y a cualquier hora sin necesitar a nadie más.

 

EDADES EN LAS QUE SE PRACTICA – Ya hemos comentado que los hombres disfrutan más del auto placer que las mujeres pero, ¿a qué edades se practica más? Tanto para ellos como para ellas, la masturbación empieza en la adolescencia. Existen un porcentaje considerable en ambos sexos que la descubren durante la infancia. Los hombres empiezan y difícilmente se detienen hasta los 50 años. Las mujeres lo harían con más frecuencia desde los 20 hasta los 40 años. Cada vez son más las personas que alargan esta práctica durante toda su vida, siendo presente también durante la vejez.

 

COMBATE LA SOLEDAD O LA ABSTINENCIA SEXUAL EN PAREJA – No pasa nada, podemos reconocerlo sin problema alguno. Masturbarse es una forma de disfrutar del sexo sin necesidad de otra persona. Aunque su práctica no está vinculada a la soledad, sí es una forma efectiva de obtener placer cuando no se tiene pareja.

 

EL TABÚ DE LA PRÁCTICA – Históricamente ha sido un tema del que no se habla. Los hombres sí lo reconocían durante la adolescencia, entre amigos, pero para las mujeres preferían no hablar de ello. Hoy en día se comenta de forma abierta entre círculos de mujeres, se recomienda un tipo de vibrador u otro, y se comparten las experiencias y placeres de cama. Las mujeres prefieren los vibradores conejito rampante porqué permiten la penetración y la estimulación del clítoris a la vez. Muy de moda están también los vibradores de pareja ya que posibilitan su uso durante las relaciones sexuales con la pareja.

 

SUS BENEFICIOS – Los efectos positivos de esta práctica sexual son infinitos: mejora el humor, combate el estrés, predispone al sexo, mejora la vida sexual personal y de pareja, evita enfermedades, mejora problemas sexuales… En definitiva, un sinfín de motivos por los que nadie debería perdérselo.

 

ES UNA FORMA DE SEXO SEGURO – Por suerte cada vez tenemos más información sobre posibles enfermedades por contagio sexual y sabemos que tenemos que tomar ciertas medidas como el uso de un preservativo. La masturbación permite disfrutar del sexo sin ningún tipo de limitación de forma 100% segura.

Lisa Rose 31 marzo 2015 3 etiquetas (mostrar)

Comentarios

Almudena

Almudena dijo:

Muy interesante! Hay que dejar atrás los fantasmas del pasado. Nuestro cuerpo es nuestro, nadie tiene que controlarlo. Gracias por el post, este tipo de textos ayudan

Escribe un comentario

Por favor, ten en cuenta que revisamos todos los comentarios antes de su publicación.