¿Por qué deberías comprar unas Bolas Chinas? ¡Te lo contamos!

Las Bolas Chinas son mucho más que un juguete erótico. Los beneficios que conseguirás al usarlas son múltiples. Te contamos por qué deberías comprar unas y usarlas con frecuencia.

 

Hoy en día se venden como un juguete sexual, están clasificadas en la misma categoría que un vibrador o un masturbador para hombres. Es cierto que pueden funcionar como juguete pero el origen de estas es otro bien distinto.

 

 

Las Bolas Chinas fueron creadas como instrumento para mujeres, con una visión muy machista. Las utilizaban en Asia para preparar a las chicas jóvenes antes de tener relaciones sexuales con hombres de alto nivel adquisitivo. Lo que conseguían con ello era sustituir los juegos preliminares y que las chicas ya estuvieran preparadas para el sexo cuando el hombre lo deseara, evitando así esperas que consideraban innecesarias. Las Bolas Chinas aumentaban la lubricación, facilitando la penetración.

 

Con el tiempo descubrieron que este invento para facilitar el sexo al hombre también funcionaba como juguete sexual para ellas al ofrecer placer a las mujeres que las utilizaban. Finalmente se descubrió que además de todo lo mencionado tenían propiedades terapéuticas. Y es que su uso continuado fortalece el suelo pélvico.

Las Bolas Chinas son dos pelotas pequeñas, unidas entre sí, que a su vez tienen en su interior otras pelotitas más pequeñas. Al introducirlas en la vagina, y mediante el movimiento, las pelotas pequeñas chocan con las paredes de las pelotas más grandes. Esta estimulación provoca que los músculos del suelo pélvico trabajen, provocando contracciones y dilataciones. Con ello la vagina lubrica, se fortalezcan los músculos pélvicos y provoca excitación en la mujer, que puede acabar con uno o varios orgasmos.

 

Su uso es muy simple, se introducen en la vagina como si de un tampón se tratara, dejando en el exterior un pequeño cordel que servirá para extraerlas luego. Una vez puestas es importante moverse para que estas actúen. Algunas mujeres salen a pasear, de compras o incluso de fiesta a bailar con sus Bolas Chinas puestas. Y la experiencia que consiguen con ello es, literalmente, orgásmica. Al ser un juguete sexual tan discreto, nadie se puede percatar de que las estamos utilizando, eso siempre que tu cara de placer no te delate... ;-)

 

Aunque la estructura principal es la misma, existen infinidad de tipos diferentes de Bolas Chinas, según su forma, material, tamaño, color... Puedes encontrar las que se adaptan mejor a ti en nuestro apartado de Bolas Chinas Sensualove.

 

Si todavía no tienes las tuyas, no esperes más. Los beneficios que obtendrás con ellas serán excelentes, tanto a nivel terapéutico (para evitar posibles pérdidas de orina, recuperción postparto...) como a sexual.

 

Puedes jugar con tus Bolas Chinas a solas o con tu pareja, encontrando momentos llenos de erotismo y sensualidad. Seguro que servirán, además, para avivar vuestra relación íntima, manteniendo viva la llama de la pasión.

 

No olvides comprar un lubricante de base agua como estos, el complemento ideal para cualquier juguete así como para tus relaciones sexuales en pareja.

Lisa Rose 16 septiembre 2015 2 etiquetas (mostrar)

Comentarios

Berta

Berta dijo:

Seguro que antiguamente se lo pasaban bomba con las bolas y no les decían nada a los hombres. Tengo entendido que también disfrutaban de sexo lésbico sin que ellos lo supieran. Machistas!!!!!

Escribe un comentario

Por favor, ten en cuenta que revisamos todos los comentarios antes de su publicación.